18 nov. 2007

Lawrence de Arabia (1962)

Director: David Lean
Guión: T.E. Lawrence; Robert Bolt; Michael Wilson
Producción: Robert A. Harris; Sam Spiegel
Banda sonora: Maurice Jarre
Fotografía: Freddie Young

Reparto:
T.E. Lawrence: Peter O'Toole
Príncipe Faisal: Alec Guinness
Auda abu Tayi: Anthony Quinn
Sherif Ali: Omar Sharif
General Allenby: Jack Hawkins
Coronel Brighton: Anthony Quayle
Mr. Dryden: Claude Rains
Jackson Bentley: Arthur Kennedy
Oficial turco: José Ferrer


Lawrence de Arabia narra las vivencias de T.E. Lawrence, un oficial británico de inteligencia, con conocimientos de la zona y el dominio del idioma, que está destinado en la zona del Próximo Oriente, concretamente en Egipto, a mediados de la Primera Guerra Mundial.

La película se basa, principalmente, en la obra autobiográfica de T.E. Lawrence titulada "Los siete pilares de la sabiduría". Cronológicamente, el film se inicia con la muerte del protagonista, para seguidamente y mediante un flash-back situar la acción años antes en el Cairo cuando se le encomendó entrar en contacto con el Príncipe Faisal y poder contar con el pueblo árabe para la causa aliada contra los turcos.

El desarrollo de la historia tendrá como fondo la rebelión árabe contra la dominación turca en Oriente medio durante el final de la Primera Guerra Mundial. Sin embargo, el film es un biopic en toda la acepción del género. El director, Lean, logra entremezclar perfectamente la figura del héroe Lawrence con la causa árabe. Lawrence es ante todo un documento épico. No pretende en momento alguno presentar un documento histórico o un relato veraz de la historia. Lean quiere acercarse a la descripción de un héroe, o lo que entiende por héroe. Presenta a un Lawrence arrastrado por la vorágine de los acontecimientos, a la que se adapta, imprimiéndole un carácter genuino, sorprendiendo incluso a los "suyos". Lo describe con una gran carga pathetica, incluso en los planos fijos, aprovechando una expresividad genuinamente británica, con una contención emocional que explota con la banda sonora al unísono. El realizador consiguió con gran maestría, al igual que con Doctor Zhivago, La Hija de Ryan o El Puente sobre el río Kwai, hacer coincidir el clímax contenido con una de explosión de acordes musicales míticos. Quién no recuerda el tema principal de Lawrence o el tema de Lara de Doctor Zhivago ...


El carácter del Lawrence leaniano no es plano, es poliédrico, a menudo esquizofrénico. Ésta es una de las características de Lawrence donde carga más la Crítica, la no uniformidad del personaje. Lean, como la práctica totalidad de realizadores, toma aquello que le interesa y desecha lo inútil. Puede que algunos de los personajes que ejercen de comparsa del protagonista adolezcan de una gran sobrecarga de tópicos maniqueos: en este punto es sobresaliente el grado crudeza primitiva y tribal con el que son presentados Auda abu Tayi (Anthony Quinn) y el Sherif Ali (Omar Sharif). En ambos se personifica la visceralidad del árabe: por una parte el árabe que vive todavía del comercio caravanero y por tanto de la rapiña, y el árabe bondadoso y atento a las leyes de la tribu que no dudará en asesinar aquel que vulnere las leyes no escritas del desierto. Puede que semejante abismo entre ambos obedezca al hecho de querer alojar entre medio a la figura de Lawrence.Lean distorsiona pero no envilece, adapta pero no engaña, en fin relata una historia para el cine. Humaniza una leyenda histórica. La crítica, a menudo, ha acusado al film de caricaturizar a Lawrence (su baile en las dunas, su explosión de rabia en la retirada turca, el episodio en el cuartel turco).

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Debo de ser delas únicas personas a las que no le entusiasmo la película...uno que es un profano en cuestiones cinematográficas!

Laura dijo...

Creo que esta es una de las mejores películas de la Historia. A destacar su banda sonora, es espectacular!!

L

Anónimo dijo...

Sí si!Si la banda sonora es muy buena, la fotografía de lo mejor, la calidad de la cinta optima, el nº de extras ac*j*nante etc etc pero a mi me aburrió la película que le voy a hacer...lo mismo debería volver a verla!

De todas maneras he visto en edición bolsillo Los Siete Pilares de la Sabiduria por 10 euros,merece la pena comprarlo?

fxavier gonzález-cuadra dijo...

Si no quieres arriesgarte a gastarte diez euros en valde, prueba antes en una biblioteca pública, acostumbra a estar en todas ellas. Merece mucho su lectura. No es un libro pequeño, pero sí muy ameno. Mezcla vivencia con reflexión, imprescindible para los que quieren más.

Archivo del blog