4 nov. 2007

Cronología de la Batalla de Loos (Septiembre-octubre 1915) (1)

21 de septiembre de 1915

Se inicia el bombardeo sobre las posiciones alemanas que continua hasta el día del asalto. La observación por parte de la aviación aliada de las líneas enemigas es parcial, debido a las pésimas condiciones climatológicas de los días 23 y 24. Los británicos lanzan, de forma ficticia, un ataque contra las trincheras alemanas, para asegurar su presencia durante el bombardeo. El engaño se realizó incluso con muñecos, cascos y bayonetas situadas en primera línea británica.

23 de septiembre de 1915

El mal tiempo, con lluvias torrenciales, inunda las trincheras de comunicación y dificulta la observación artillera.

24 de septiembre de 1915

7.00 am
Los informes meteorológicos, aunque no concluyentes, informan de posibilidades de éxito para el lanzamiento de gas en la mañana del día siguiente, 25 de septiembre.
A pesar del silencio de la artillería alemana, los informes de inteligencia británicos señalan que las alambradas y defensas de primera línea alemanas están intactas.

7.00 pm
Dos extenuadas divisiones del XI Cuerpo británico inician una última marcha de 10 kilómetros hacia la línea de frente. Éstas serán demoradas por el tráfico continuo y anecdóticas paradas bajo el pretexto de la falta de permisos y papeles.
Extrañamente, ese mismo día el cuartel general británico se trasladó a Château Philomel, a cinco kilómetros al sur de Lillers. Tendrían problemas de comunicación, sólo les fue posible comunicarse a través del sistema telefónico francés.

9.00 pm
Los informes meteorológicos anuncian una ligera mejoría en la fuerza del viento procedente del oeste. Haig confirmó las instrucciones para el ataque y que la hora cero les sería notificada durante esa misma noche.
Las tropas alemanas, apenas afectadas por el bombardeo, realizan el relevo de unidades esa misma noche.

10.00 pm
Las brigadas de asalto británicas se sitúan en sus posiciones, alcanzan alrededor de las 2.30 de la madrugada la primera línea. Las trincheras del frente están seminundadas. Por su parte, las divisiones de reserva 21ª, 24ª y la de los Guards están a 8 kilómetros del frente.


25 de septiembre de 1915, Mañana

3.00 am
Los partes meteorológicos informan de condiciones poco favorables para el lanzamiento del gas. El viento sopla ligeramente en dirección hacia el sur, aunque es posible que mejore con la salida del sol, los especialistas no lo aseguran.
Douglas Haig ordena el lanzamiento del gas para las 5.50 am, eso retrasará el ataque de la infantería 40 minutos.

3.30 am
Las tropas alemanas, alertadas por un desertor indio, se ponen en alerta.

5.50 am
El bombardeo británico aumenta, de hecho es el más potente de toda la guerra hasta la fecha, y ya alcanza la primera línea alemana. Se da la orden de lanzar el gas. Éste forma un manto a unos 10 metros de altitud que se desplaza hacia delante (no llegará a posiciones alemanas hasta las 6.25am), no obstante, en algunos puntos permanece en las posiciones británicas.

6.00-6.30 am
Las extenuadas divisiones en marcha se aproximan al emplazamiento Nouex-les-Mines.
Algunas divisiones de infantería avanzan hacia las posiciones enemigas, al momento, la artillería británica ya apunta hacia la segunda y tercera línea enemiga
En el instante que Haig recibe informes positivos sobre el avance, ordena a las tropas de reserva que acompañen al ataque. Problemas con las comunicaciones obligan al general a enviar un correo en coche a French para informarle de la situación.

7.05 – mediodía (12.00 am)

IV Cuerpo (Rawlinson)

El ala derecha lo ocupa la 47ª división (London). En este sector, el viento ha favorecido el movimiento del gas, y con el camuflaje que proporciona el denso humo de la artillería, las unidades en cabeza capturan las posiciones alemanas más avanzadas, antes de que el mando alemán se de cuenta de la magnitud del ataque. Ametralladores ingleses, en la posición de North Maroc, atacan las tropas alemanas en plena escapada.
Por su parte, ametralladoras germanas desde Cité St. Pierre causan grandes pérdidas y algunos contraataques con bombas de mano amenazan las posiciones británicas recién tomadas. El batallón 20º del regimiento de los Londons capturan la posición de Chalk pit, y la brigada 140ª asegura la posición del Double Crassier. Una ametralladora situada en el área de la división 15ª causó en el batallón 19º, el situado más a la izquierda de los Londons, muchas bajas, entre ellas la mayoría de sus oficiales. Las compañías del batallón, el 19º, fueron duramente castigadas y desperdigadas durante su avance a los edificios situados al sur de Loos, esto provoca también que el flanco de defensa planeado no se pueda extender.

En el sector de la 15ª división escocesa, la nube gas se mantiene en retaguardia y no avanza hacia las posiciones enemigas provocando retrasos y numerosas bajas entre las tropas atacantes. Aunque la distancia que hay, en este punto, entre las trincheras británicas y las germanas es de unos 200 metros, el gas y el humo no cubrieron suficiente terreno como para mantener a los escoceses bajo el manto de la sorpresa. Dos ametralladoras alemanas los barrieron causando enormes pérdidas. A pesar de la resistencia alemana, que la artillería se encargó de neutralizar, el ataque avanzó hacia Loos. A las 8 de la mañana del día 25 Loos caía en manos británicas.
En el flanco izquierdo del ataque, las tropas alcanzaron la carretera La Bassée-Lens a las 9.15 am. En este punto, la ayuda de las tropas de reserva hubiese sido necesaria para apoyar y sostener el ataque. Saliendo de la población –Loos-, soldados de diversas unidades avanzaron sin encontrar oposición, pero por la ausencia de oficialidad y de señales, se dirigieron erróneamente hacia la cima de la colina 70 (Hill 70), en vez de llevar a cabo el plan original que consistía en rodearla por la izquierda.
En la parte derecha, el 9º batallón de los Black Watch, al comprobar que el 19º batallón de los Londons no cubría su flanco, decidió parar. La masa de la infantería, en la colina 70, al comprobar la huida en desbandada de los alemanes siguió su avance por la vertiente más alejada de ésta. Craso error, ya que las tropas británicas fueron cogidas en fuego cruzado por la segunda línea alemana, llevando el avance británico a un punto muerto. Los soldados británicos tuvieron que hacer lo posible para refugiarse en un terreno absolutamente llano y sin parapetos naturales en la falda norte de Cité St. Laurent. La ayuda artillera llegó, pero demasiado hacia la izquierda, en Cité St. Auguste, que curiosamente era el objetivo inicial de la división.
Unos doscientos soldados, reforzados por el 7º de los RSF, comenzaron a cavar una trinchera en la cima de la colina.
A pesar que los alemanes reforzaron su línea en la posición de Cité St. Laurent sobre las 11.30 am, el mando germano decidió evacuar Lens ya que la amenaza escocesa era seria.

El flanco izquierdo de la 1ª División comenzó su avance más tarde: sus tropas se vieron afectadas por el gas que se había infiltrado en las trincheras. En el frente derecho de la 2ª Brigada la línea de alambradas estaba intacta. Esto provocó que los ataques fueran rechazados fácilmente por el fuego de ametralladora y fusilería. Los ataques sucesivos fracasaron, teniendo que refugiarse en la falda de la colina. Hacia las 7.30 am el humo y el gas se desvanecieron, exponiendo a las tropas británicas en tierra de nadie al fuego enemigo.
La 1ª brigada no sufrió con el gas, y los batallones que estaban en cabeza (el 10º Gloucester y el 8º de los R. Berkshires, ambos de los Nuevos Ejércitos y que habían sustituido a los Guards en 1915) avanzaron penosamente a pesar del continuo martilleo de la artillería pesada. Sobre las 8 de la mañana habían ocupado la llamada Gun trench, una línea intermedia que corría al sur de las canteras de Hulluch (Hulluch’s quarries). El 1r batallón de los Camerons, un batallón de regulares de apoyo, presionó sobre el avance hacia Hulluch. Aguardaron la llegada de la 2ª Brigada para progresar por la derecha. Los siguientes ataques se saldaron con enormes pérdidas, la 2ª brigada se encontró con un feroz fuego de ametralladoras y gran parte de sus efectivos fueron abatidos bajo la alambrada enemiga que permanecía intacta.
Sobre las 9.10 de la mañana, el mando de la división dió la orden a los Green de ayudar en el avance, no obstante, todos los correos fueron abatidos y la orden no llegó hasta las 10.55 de esa misma mañana. Un ataque frontal en la posición de Lone Tree por parte del 14º de los London Scottish del London regiment y del 9º de los King’s se encontró con una terrible cortina de fuego que les costó numerosas pérdidas. El 2º de los Royal Munster Fusiliers, en misión de ayuda, encontró tal cantidad de muertos y heridos en las trincheras que fue prácticamente aniquilada al tener que avanzar a ras de suelo por la tierra de nadie. El ataque se frenó en este sector.

No hay comentarios:

Archivo del blog