1 de feb. de 2009

"Boche"



La Gran Guerra ha generado una vasta e impresionante literatura sobre multitud de temas y disciplinas. Cientos de estudiosos han trabajado sobre las numerosas y variadas facetas sin dejar resquicio o detalle del conflicto por estudiar. De entre estos pequeños universos sobresale el argot o lenguaje utilizado específicamente por el soldado raso. Este argot destaca especialmente en el caso francés, donde con el paso de los años y la guerra, junto con un rico sustrato literario se creó todo un corpus coherente que describía perfectamente el universo de la guerra y la dura vida castrense. La importancia o relevancia social de un lenguaje o idioma nuevo radica en la aceptación y uso del mismo. En este caso, el argot del poilu fue todo un triunfo. De él surgieron términos y vocablos que saltaron la trinchera y se instalaron en las calles de la Francia en guerra, y al contrario, palabras o conceptos procedentes de la literatura francesa se hicieron un hueco en la soldadesca cuyo dominio del lenguaje culto era más bien limitado. Finalizado el conflicto, surgieron numerosas publicaciones y ediciones que exponían de forma académica los llamados diccionarios o argots del soldado. Una de las palabras o términos más usados a todos los niveles de la sociedad francesa, desde el soldado de primera línea hasta los políticos de primer nivel fue el de Boche. De forma general e inconfundible, Boche y sus derivados, Bochenie, Bocherie, Bochonnerie o Bocheton designaban al enemigo, al alemán y a todas las acciones que de él emanaban. Fiel a las raíces del término y a su generalizada aceptación, la palabra boche tiene un origen bastante definido, tanto en su adopción como en la difusión. Boche en francés significa asno. El asno es un animal de carga, especialmente sufrido y duro, pero de un estilismo nada acentuado comparado con su hermano de especie, el caballo. Sin embargo, un asno, en sentido figurado, describe e identifica a una persona ruda y de poco entendimiento - según el diccionario de la Real Academia Española. Las cosas comienzan a cuadrar ya que la cultura europea de raíz popular, basada en rancios tópicos y generalizaciones, identificaba a los alemanes como personas tozudas en extremo y faltas de imaginación, así como de obtusas. En esta apreciación primaba, además, la percepción francesa de tener unos vecinos faltos de educación, refinamiento y pomposidad; características éstas autodesignadas como propias y casi únicas en el continente europeo. Así pues, se podría datar este bautismo de postrevolucionario o de época napoleónica, cuando Francia marcaba los tiempos de la civilización en todos los sentidos, o casi.
Desde mediados del siglo XIX fueron numerosos los literatos y escritores franceses que identificaron a los alemanes o lo alemán de boche o de tête de boche. Verlaine, por ejemplo, habla de "Kant, Schopenhauer y otros boches". Zola, en su Assommoir (1877) describe a los obreros luxemburgueses de boches, en este caso por filiación germánica. Pero resulta claro que boche designaba cualquier cosa procedente de Alemania o de su cultura. Poco tardó, el término boche en situarse en primera línea del frente. Hay constancia de que el 69º de infantería parisien lo incorporó al poco de comenzar la guerra (23.8.1916) en su prontuario lexicográfico, y ahí, según Esnault -Le Poilu tel qu'il se parle - se expandió bien via prensa o via los enlaces militares por el resto de ejército. La palabra boche saltó la trinchera y se instaló en el frente y en el argot inglés. Éste, aparte de los autóctonos Fritz y Hun, adoptó boche, que luego cruzaría el Atlántico rumbo Estados Unidos de América. Quizás la de Boche fue la forma más comúnmente extendida para identificar peyorativamente a los alemanes y todo aquello relacionado con Alemania durante la Primera Guerra Mundial. Ésta nació de una deformada y tendenciosa analogía entre un terco animal, el asno, y de la famosa persistencia, voluntad y capacidad de trabajo alemana.
Fuente:
Esnault, Gaston. Le Poilu tel qu'il se parle. Paris : Bossard, 1919.
http://pagesperso-orange.fr/horstg/pages/lexique.htm#boche

17 comentarios:

K.I.A. dijo...

Interesantísimo post. Otro término que hizo fortuna por aquella época para referirse a los alemanes era el de "hunos". El origen parece ser que se debería al propio káiser Guillermo II quien, refiriéndose a las tropas alemanas enviadas a sofocar la rebelión de los Bóxer en China, dijo que entrarían como "hunos". Más aún, juraría que estas tropas estaban dirigidas por un tal Falkenhayn.

F. Xavier González Cuadra dijo...

Me alegra que te guste. Hace tiempo tenía ganas de meterle mano al tema del léxico que da para mucho.
Ciertamente, los franceses no utilizaban mucho el término huno y sí el de boche. Me parece que los de hunos y fritz es más anglosajón.
Bueno, a disfrutar.

juliacgs dijo...

¡Hola! Muy útil tu post.

Precisamente estoy traduciendo una novela ambientada en la Segunda Guerra Mundial en la que el término "Boche" aparece constantemente. Me he estado pensando si debería traducirlo de algún modo, o adaptarlo al español, pero al final he llegado a la conclusión de que, siendo un término tan extendido, que además, ha pasado también al inglés, probablemente la mejor solución sea dejarlo así, aunque se pierda la connotación semántica (aunque creo que por contexto, el tinte peyorativo del término se capta perfectamente). Tendré que consultar con el editor para quizás añadir una nota aclaratoria.

Que sepas que me ha servido de mucho este post. ¡Muchas gracias!

Caballerodecopas dijo...

Boche creo que también proviene de una deformación despectiva de la palabra: Deütschland (se pronuncia dotchtland) que significa: Alemania, en alemán, valga la redundancia.

F. Xavier González Cuadra dijo...

Buenas Caballero,

Sí es posible lo de Deutschland ... No lo había pensado... Buena apreciación ; )

Un saludo

Juanma dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Juanma dijo...

En inglés lo he leído como Kraut. ¿Se puede traducir como 'boche' cuando se refiere a la Segunda Guerra Mundial? Solo lo había leído con respecto a la Primera...

Muy interesante entrada. Gracias.

F. Xavier González Cuadra dijo...

Buenas tardes Juanma,

Desconozco lo de Kraut. Sí que puedo confirmarte que entre la soldadesca británica (incluyo también a los dominions) llamaban a los soldados alemanes, Fritz. La prensa británica, con finalidades evidentemente propagandísticas, no era tan suave y los llamaba 'Huns'.

Un saludo

Víctor Merino dijo...

Hola, muy interesante el post. Dos preguntas;

1.-¿El término boche se podría aplicar en la SGM?

2.-¿Existe una adaptación al castellano, o hay algún término similar en español?

Muchas gracias

francesc xavier gonzález cuadra dijo...

Buenas tardes Victor.

Desconozco que hubiese algun aplicación del término 'boche' durante la SGM.
Si la hubo tuvo que ser parecida a Fritz, que fue el nombre que adoptaron algunos ejércitos, entre ellos el norteamericano, para dirigirse a los alemanes.
Como dije en el post, el origen del término 'boche' es del todo incierto. Como incierto es el hecho de que exista alguna adaptación despectivo hacia los alemanes en español. Lo menos canónico que conozco en español es 'tudesco', pero no deja de ser una deformación que procede del italiano 'tedescho', que es totalmente normalizada y correcta, aún hoy día.
Siento no poder ayudarte más, y ante todo, gracias por leerme.

Un saludo,

fXavier

Carlos Eduardo dijo...

Muchas gracias, por fin después de tantos años me entero del origen de ese término, pues en mi adolescencia, al leeer las Crónicas de la Segunda Guerra Mundial, veía esa palabra pero los autores no tuvieron la delicadeza de citar a pie de página la etimología u origen de ella, cabe mencionar que en España se les identifica como Kartofens, por su afición a las papas, o Krautens, en Euu, por su col agria, en fin, espero abonar algo con esto último, buenos días!

F. Xavier González Cuadra dijo...

Gracias Carlos Eduardo por tu aportación.

Un cordial saludo,

fXavier

aningunsitioperoquesealejos dijo...

Felicidades por el blog y por el post, muy bien explicado y narrado de manera muy amena e interesante. Leyendo "14" de Echenoz justamente me salió la palabra.

Te recomiendo que revises el modo de visualización para móviles poque a mí, en un Samsung Galaxy Ace, me fallaba y hacía imposible la lectura, y a lo mejor estàs perdiendo lectores por ello.

Felicidades por el blog. Un saludo!

F. Xavier González Cuadra dijo...

Para aningunsitioperoquesealejos,

Te agradezco los comentarios. Sobre la visualización, no lo entiendo. Trabajo con Sony y con tablet Samsung y no tengo problemas, y es la 1a vez que alguien me lo comenta. Haré un seguimiento.
Muchas gracias otra vez.

Lourdes Des dijo...

Yo acabo de ver una peli "Madres del III Reich" en el que no para de salir esta palabra así que me imagino que tb era usada en la SGM.

Aitziber dijo...

Mi abuela era de Badajoz, del pueblo de Castuera, zona de rojos durante la Guerra Civil, y utilizaba la palabra "boche" para referirse a alguien como tonto, burro o animal. No sé si se emplea en algún otro sitio, o si tiene algo que ver con la 1ª G. Mundial.

Un saludo.

Aitziber.

F. Xavier González Cuadra dijo...

Muchas gracias Lourdes y Aitziber por leerme. Respecto a su uso durante la IIGM es muy probable, aunque se usaron también otras variantes como Fritz, no tan peyorativo, o Huno, este sí con tintes etnicistas.
Sobre lo que comentas Aitziber, el uso de Boche lo desconocía en España, o en Extremadura. Lo que sí me suena es que puede ser una deformación de 'Buche', que designa de forma cariñosa a un borrico recién nacido. Es posible que de ahí venga su uso para llamar a alguien bobo o tonto.
Un saludo, y reitero mis gracias por leerme. No dejéis de hacerlo ; D

Archivo del blog