13 jun. 2008

Fields of battles: 1914-1918

http://www.westernfrontphotography.com/main.php (revisada el 13 de junio de 2008)

Impresionante, genial, sublime. Pocos calificativos describen mejor el contenido de este site. Fields of battle: 1914-1918 es un recorrido visual por los diferentes escenarios y paisajes donde tuvieron lugar las batallas más cruentas y estremecedoras de la Gran Guerra en el Frente occidental. Michael St. Maur Sheil -responsable del proyecto- es el artista que ha plasmado de forma exquisita y técnicamente perfecta la tregua que la Naturaleza firmó con el hombre después de la barbarie. Hay heridas que no se cierran jamás, la Tierra es testigo de ello y St. Maur uno de los notarios que mejor lo ha certificado. Decidí escribir este breve comentario aún bajo el impactante efecto de las imágenes para poder plasmar mejor mis impresiones. Semanas después estimo que no era necesario, todavía hoy cierro los ojos y las tengo en mi mente.
A nivel técnico y conceptual, el trabajo está a caballo entre la fotografía documental y la artística, pero no precisamente por este orden. El artista ha intentado, consiguiéndolo, someter al espectador a una catarsis, en la que la magnanimidad de la Naturaleza para con el hombre le devuelve la dignidad perdida y le redime de la barbarie. La Naturaleza pasa página mostrando su máximo esplendor. Bosques, cañadas, valles, colinas y cultivos heridos o desaparecidos renacen en el objetivo de St. Maur.
Por encima de armisticios, treguas y leyes humanas, la Tierra en el renacer de sus cenizas redime al hombre en su infinita piedad. Y las brumas y nieblas así como otros elementos ocupan cual tropas silenciosas el paisaje en continuas oleadas estacionales.
A momentos, la contemplación de estas tomas me recuerdan a algunos pasajes del film de Dupeyron, La Chambre des officiers. En la Chambre, el alma humana y semidivina trasciende por encima de la carne y de lo inhumano. Así en las fotografías de St. Maur los elementos de la Naturaleza en su eterno contínuo lamen las heridas de la Tierra y perdonan al hombre.
La gran mayoría de las imágenes son preciosas. Mención especial merecen las del sector des Vosges, concretamente las de la Tête des Faux. Arte en estado puro.
El recorrido debería realizarse en un respetuoso silencio aunque Spiegel im Spiegel de Pärt convierte esta visión en un retorno a lo más profundo de nosotros.
Buen viaje.

Entre otros aspectos, destacaría en el apartado Resources la guía de alojamientos que facilita para visitar los lugares del Frente occidental. Se trata de un recurso muy útil para los aventureros.

Archivo del blog